En un comunicado leido por el secretario de prensa César Mauricio Velázquez, el mandatario dice que nunca ofreció puestos  a Yidis Medina.

Este es el texto del comunicado del presidente de la república con referencia al tema de Yidis Medina.  

Bogotá, 9 jun (SP). Estoy a la espera de la citación por parte de la Comisión de Acusaciones de la Cámara de Representantes. Mientras tanto, anticipo ante el pueblo lo siguiente, bajo la gravedad de juramento.

Siempre supuse que la señora Yidis Medina votaría favorablemente el Acto Legislativo sobre reelección, como quiera que había sido decisión de su bancada, por ella compartida.

Nunca me habló de puestos. Me manifestaba que en Barrancabermeja la maltrataban por el apoyo dado al Gobierno que presido. Comentaba sobre la necesidad de inversión social en la región. Le resumía los mismos programas de los cuales hablo permanentemente en público.

Debe tenerse en cuenta que este Gobierno ha introducido y practicado la meritocracia; impulsó la nueva Ley de Carrera Administrativa que vincula 120.000 cargos adicionales al concurso; adelanta el concurso para proveer notarias; ha sacado adelante el concurso del magisterio; ha reformado 411 entidades del Estado.

Publicidad

La participación se ha permitido con rigor en las personas y sin auxilios parlamentarios, eliminados durante este Gobierno.

Creo no haber pedido a congresista alguno en particular que votara el Acto Legislativo. Si alguien recibió ese pedido mío, le ruego expresarlo.

He sabido que la señora Yidis Medina, hace aproximadamente cuatro meses, presionó para que le otorgaran contratos en Ecopetrol, pedido que mis compañeros de Gobierno jamás aceptaron ni aceptarían.

Nunca en seis años de Gobierno ni en mi larga carrera pública he orientado contratos para favorecer a personas o entidades. Cuando hablo de Patria es porque quiero la Patria y la respeto.

Cuando supe que la señora Yidis Medina chantajeaba a compañeros de Gobierno y también a mi familia, dije a unos y otros que no le pasaran al teléfono, que ella hiciera lo que quisiera porque el Gobierno nada tenía que ocultar. Al poco tiempo aparecieron sus acusaciones que llegaron a la autoincriminación para intentar tipificar un cohecho en contra de funcionarios oficiales.

Los investigadores deben analizar los antecedentes penales que empiezan a conocerse sobre la señora Yidis Medina, y compararlos con la probidad privada y pública de mis compañeros de Gobierno, para saber si hubo cohecho o estamos en presencia de una coartada, probablemente estimulada también por terceros, con el solo propósito de hacer daño al Gobierno de la Seguridad Democrática.

Respetuosamente se envían copias de esta comunicación a la Procuraduría, la Fiscalía, la Comisión de Acusaciones de la Cámara y a la Corte Suprema de Justicia. Álvaro Uribe Vélez

Presidente de la República

Bogotá, 9 de junio de 2008.