La nueva gerente de Transmilenio, Alexandra Rojas, le dijo a Noticias Uno durante una visita que hizo a una de las estaciones que uno de los problemas más delicados que enfrenta el sistema de transporte es el de los colados, según sus cifras, al día pueden entrar al sistema 200 mil personas sin pagar, lo que al año significan para la ciudad pérdidas por 200 mil millones de pesos.

Por eso la Administración iniciará operativos policiales para combatir a los colados. El hueco que los colados dejan en las finanzas de Transmilenio está estrechamente ligado al aumento de tarifas que se avecina.

Para mejorar la seguridad de los usuarios, la administración aumentará el pie de fuerza policial en Transmilenio y también evalúa la posibilidad de que empresas de seguridad privada refuercen la vigilancia.

La administración Peñalosa evalúa además el proceso de licitación que dejó marchando la administración Petro para remplazar los buses de la Fase I que saldrían este año por kilómetros cumplidos. Esta licitación privilegiaba a los operadores que incorporaran buses eléctricos a su flota, las dudas de la Administración Peñalosa surgen porque la tecnología no estaría del todo probada y solo un fabricante chino tendría desarrollado este tipo de biarticulados.

En pocos días la Administración decidirá si este proceso licitatorio sigue adelante o lo suspende.