Un hombre que estuvo atrapado en la cima una antigua chimenea en el condado de Cumbria, Reino Unido, fue encontrado muerto. Las 14 horas que trabajaron los equipos de rescate para llegar a él, fueron en vano.

Según Univisión, la víctima que quedó atrapada a una altura de casi 290 pies, era un hombre de 50 años y se veía en fotografías y videos que fueron publicados en redes sociales por medios de comunicación, colgado de una de sus piernas y sin camisa.

Kennerley, el superintendente de la Policía de Cumbria, dijo inicialmente que se solicitó un helicóptero de la Guardia Costera pero el rescate con la aeronave fue cancelado debido al temor de que la corriente de aire proveniente de las aspas del rotor pudieran provocar su caída.

 

Tras las 14 horas de trabajos de rescate pudieron llegar hasta el lugar donde se encontraba el hombre, pero ya estaba muerto. Aún no ha sido revelada la identidad de la persona que falleció.

Según la información de algunos testigos, el hombre estuvo gritando en la chimenea desde la madrugada de este lunes.