Al final de la tempestad está llegando la calma a las plazas de mercado, que están preparadas para recibir de nuevo a los clientes que tuvieron que despachar por falta de mercancía.

Tras casi 15 días de escases de papa. Llegaron varios camiones a la Plaza de Mercado del Sur de Tunja en Boyacá desde donde sale para todo el país.

Los campesinos boyacenses reactivaron sus actividades, algunos tuvieron que escogerla y dejarla a un menor costo.

Los agricultores se comprometieron a no bloquear las carreteras.

Publicidad

Los campesinos esperan que sus productos sean protegidos por el Gobierno para evitar que sigan ingresando de otros países.