Si usted es empleador, trabajador o está en búsqueda de empleo, preste mucha atención a las nuevas reglas del Ministerio de Trabajo frente a la exigencia de las pruebas COVID-19 para dicho fin.

Según esa cartera del Gobierno, está prohibido exigirle a trabajadores o aspirantes a una vacante la prueba COVID-19.

 

Te puede interesar: Advierten alza de precios en gas propano para este año

 

Asimismo, ningún trabajador puede ser despedido por ser positivo en pruebas de coronavirus.

Mediante la circular 022 del 8 de marzo de 2021, el Ministerio de Trabajo estableció que los empleadores del sector privado y público no podrán pedir esta clase de exámenes a sus trabajadores o funcionarios.

No puede considerarse una prueba o examen médico un requisito para contratar o mantener un empleo”, dijo el ministro de Trabajo, Ángel Custodio Cabrera.

 

Mira también: En 2020 aumentó la morosidad con las entidades financieras

 

Ahora, si el empleador considera que debe realizar pruebas COVID-19 a sus empleados, está en la obligación de cubrir los gastos de las mismas.

Pero eso sí, el independientemente el resultados de las pruebas, no podrá afectar la estabilidad o vinculación laboral de su personal o aspirantes a una vacante.