Un juez de control de garantías de Barranquilla ordenó enviar a la cárcel de máxima seguridad de Cómbita, a Nilson Mier Vargas, el tercer capturado tras el atentado en la estación de Policía del barrio San José que el 27 de enero pasado dejó 6 muertos y 47 heridos, 46 de ellos miembros de la Policía Nacional.

Nilson Mier no aceptó los cargos que le imputó la Fiscalía 11 de la URI tras el acto terrorista contra la estación de Policía del Barrio San José en Barranquilla.

El ente investigador le imputó, en calidad de coautor las conductas punitivas de homicidio agravado en concurso homogéneo sucesivo; tentativa de homicidio agravado en concurso homogéneo sucesivo, terrorismo agravado, fabricación, tráfico y porte de armas de uso privativo de las Fuerzas Armadas y explosivos, utilización ilícita de redes de comunicaciones, maltrato animal agravado y rebelión.

Este último delito se le imputó por el antecedente de 2003 cuando fue capturado en esa época en Riohacha con publicidad alusiva al ELN.

Mier Vargas es el esposo de Dalila María Duarte, la mujer capturada días después del atentado. Ella también fue asegurada y permanece recluida en la cárcel El Buen Pastor de Barranquilla. En casa de Mier y Duarte en el municipio de Soledad se habrían alojado Cristian Camilo Bellón Galindo y Jefferson Torres Mina, los dos presuntos autores materiales del atentado. El primero está preso en la cárcel de máxima seguridad de Valledupar por los mismos hechos y el segundo es prófugo de la justicia.

El fiscal dejó claro que en el escrito de acusación se le podría variar a delitos de lesa humanidad como homicidio en personas protegidas.