La planta galesa de Wockhardt, donde se producen dosis de la vacuna contra el COVID-19 de AstraZeneca, fue evacuada por un paquete sospechoso.

Wockhardt UK recibió un paquete sospechoso. Todas las autoridades relevantes fueron notificadas. Por recomendación de los expertos, hemos evacuado parcialmente el lugar mientras se lleva a cabo una investigación completa“, señaló un funcionario de la planta.

La seguridad de nuestros empleados y la continuidad del negocio son de vital importancia“, agregó.

La Policía del Norte de Gales indicó que acudió al polígono industrial donde está la planta, una vez recibida la notificación del paquete, por lo que procedió a acordonar el lugar.

La planta de Wrexham tiene capacidad para producir aproximadamente 300 millones de dosis de la vacuna al año.

Imagen: Reuters.

La cadena BBC informó que una unidad especializada en la desactivación de artefactos explosivos acudió a la planta.

El ministro principal de Gales, Mark Drakeford, señaló a los medios que trabaja con las fuerzas del orden y los militares para esclarecer lo ocurrido.

Algunos vecinos del centro industrial afirmaron haber escuchado una fuerte explosión.

Wockhardt UK firmó en agosto un contrato para ayudar en la preparación de la vacuna para su distribución.

Este incidente se conoce en momentos de una disputa entre la farmacéutica AstraZeneca y la Unión Europea por el retraso en el suministro del preparado al bloque comunitario.

El Reino Unido está vacunando a la población con ese fármaco y con el de Pfizer BioNTech.

El Gobierno británico tiene como objetivo vacunar a 15 millones de personas, las que están en los grupos más vulnerables de aquí a mediados de febrero.