La W radio reveló una directiva del Ministerio de Defensa, firmada por Camilo Ospina en el año 2005, reglamentando la entrega de recompensas… Aunque está claro que el propósito de ese documento era sano, muchos temen que haya podido ser interpretado como un estímulo para los falsos positivos

Varios ex ministros de Defensa consultados por Noticias Uno opinaron que la directiva permite una interpretación perversa… Además la insuficiente identificación de los beneficiarios de las recompensas abre un espacio para la corrupción.

Según varios ex ministros de defensa, la directiva ministerial permanente 029 expedida el 17 de noviembre de 2005 por el entonces ministro de defensa Camilo Ospina, se debe coger con pinzas, pues aunque esta claro que no determina pagos para los militares, la interpretación de su contenido es la que podría llegar a ser muy peligrosa

“Podría interpretarse de un modo perverso, y terminaría siendo un  pésimo subproducto de la política del gobierno”.

“hay que ver las interpretaciones Forma fondo” “Las recompensas se pagan es a los particulares, jamás a las fuerzas militares”.

Pese a que este tipo de documentos no son hechos para promover actos ilícitos, según el ex ministro Rafael Pardo, el simple hecho de que no sea clara, revela un enorme descontrol..

“La directiva no ordena matar pero es una muestra más del descontrol del gobierno“ –  “Eso se criticó mucho en su momento es una falta de control abismal”

El general en retiro Manuel Jose Bonnet, ex comandante de  las fuerzas militares, tiene claro que algo muy grave esta pasando, sin embargo dice que nada tienen que ver hechos recientes como las desapariciones de Soacha, con la polémica directiva.

“esa es una cosa y la directiva es otra, no supongamos”

Pero en lo que si coinciden es en que hay que investigar a fondo, los hechos recientes, establecer y sancionar a los responsables, y sobretodo no quedarle debiendo explicaciones al país.