El representante a la Cámara José Fernando Castro Caycedo falleció, luego de sufrir un infarto cuando participaba en una sesión de la comisión sexta del Senado.

El Congresista de cambio Radical intervenía en la sesión y de un momento a otro perdió el sentido. De inmediato sus colegas comenzaron a pedir auxilio, y uno de los primeros en acudir fue copartidario Roy Barreras, médico general, quien comenzó a darle respiración boca a boca, masajes corporales e intentos de reanimación.

Los servicio médicos del Congreso acudieron posteriormente, pero sin los elementos necesarios para una adecuada atención.

Congresistas y empleados comenzaron a pedir los servicios de una ambulancia que nunca llegó, mientras los asistentes de Castro debieron levantarlo en brazos y conducirlo por las escaleras, desde el tercer piso, porque el Congreso tampoco tiene camillas disponibles. Ante la ausencia de una ambulancia, Barreras y sus asistentes trasladaron al congresista en una camioneta particular hasta la Clínica Emmanuel.

Posteriormente una ambulancia de este centro médico lo condujo al hospital Santa Clara. Según el representante Barreras, en el trayecto entre el Congreso y el Centro médico, el congresista Castro Caycedo, sufrió otros dos infartos.

Hacia las seis de la tarde el ministro de la Protección Social, Diego Palacio, se presentó ante la plenaria de la Cámara, Oscar Arboleda, para comunicarle el fallecimient6o de Castro Caycedo. La corporación guardó un minuto de silencio y levantó la sesión en señal de duelo.