Luis Fernando Restrepo, directivo de la empresa Integral, la encargada del diseño de Hidroituango, salió en defensa de la obra de ingeniería más grande de los últimos tiempos, pero a la vez la más polémica por la alerta máxima que tiene hace más de un mes en alarma a 130 mil personas en el Bajo Cauca antioqueño.

«Durante más de 40 años se viene estudiando el proyecto. El tema geológico en particular, y se está estudiando desde la década del 70, conocemos las rocas, un sinnúmero de galerías, de perforaciones, de exploraciones de diverso género», dijo Restrepo. 

Sí hay filtraciones en la presa y eso es normal, afirma la empresa Integral. «Todas las presas, las colombianas, las europeas, las chinas, las de Estados Unidos, todas las presas tienen filtraciones, las antiguas, las construidas, las por construir».

«Toda presa, que hoy en día tengamos infiltración, no es en sí una anomalía del proyecto, era predecible y efectivamente se está corrigiendo».

El diseñador de Hidroituango defiende el sellamiento de los túneles. «Los tapones de concreto es de hecho la práctica internacional para cerrar este tipo de túneles, las compuertas se usan solo en el primer momento hasta que el túnel este seco».

El gerente de EPM, Jorge Londoño De La Cuesta, admite que es probable un gran deslizamiento de tierra en la montaña, pero que no es inminente.

«Si ustedes nos preguntan a nosotros ¿es posible que exista ese macro derrumbe?, la respuesta es sí, es posible que se llegase a presentar ese macro derrumbe.»

Publicidad

EPM creó un centro de monitoreo que trabaja las 24 horas del día para tener información en tiempo real de los movimientos de la montaña, los cambios en la presa y los aumentos del caudal del río Cauca.