Por posibles hechos de corrupción ocurridos entre los años 2009 y 2010, ante el Juzgado 76 Penal de Bogotá con función de control de garantías, la Fiscalía General de la Nación imputó al expresidente de Conalvías, Andrés Jaramillo López.

La Fiscalía consideró que el exdirectivo de Conalvías habría incurrido en los delitos de cohecho e interés indebido en la celebración de contratos por la adjudicación irregular de la construcción de las obras, y cohecho por dar u ofrecer,  tras el flujo de dinero para pagar coimas, entre ellas, las entregadas a exconcejales y al exalcalde mayor de Bogotá Samuel Moreno Rojas.

En cuanto al contrato 137 de 2007, por el cual ya fueron procesados penalmente los integrantes del Grupo Nule, el ente investigador le endilgó los delitos de interés indebido en la celebración de contratos y peculado por apropiación agravado.

Recordó en la audiencia pública, que “el servidor público que se interese en provecho propio o de un tercero, en cualquier clase de contrato u operación en que deba intervenir por razón de su cargo o de sus funciones, incurrirá en prisión de cuatro a doce años”.

Aclaró que “se realizaron más de 78 modificaciones que terminaron por favorecer a la empresa Sociedad Futura de Andrés Jaramillo López”.

Indicó además que en representación de una de sus empresas “tramitó y celebró adición del contrato 138 de 2007 por un valor de $35.118’891.945 sin cumplir los requisitos de selección objetiva”, concluyó el fiscal del caso.

Redacción Internet – CM&