A pesar de que todavía hay muchas dificultades logísticas, Mocoa se despierta de la pesadilla que vivió. Aunque parcialmente, el presidente Santos reportó el restablecimiento de varios servicios públicos.