Un inmenso asteroide, cuyo tamaño puede superar el de un avión Boeing 747 o el de la Pirámide de Giza, se encuentra viajando por el espacio a una velocidad de más de 32 mil kilómetros por hora, y en pocas horas estará muy cerca de la Tierra.

Esta roca espacial, denominada 2016 NF23, fue clasificada por la Nasa como “potencialmente peligrosa”, por su cercanía a nuestro planeta. Sin embargo, según los pronósticos de su trayectoria, el asteroide pasará a 13 veces la distancia que tenemos de la Luna, sin amenazar a la Tierra.

En agosto de 2018, la NASA reportó más de 1.900 asteroides potencialmente peligrosos en los alrededores del planeta Tierra.