El ministro del Interior, Fabio  Valencia Cossio entregó la propuesta de reforma a la justicia a los presidentes de las altas cortes.

La propuesta del gobierno para cambiar la justicia en Colombia está basada en ocho puntos entre los que sobresalen está la elección del Procurador General, la cual será por medio de una terna que enviará el presidente al congreso.

Con respecto al juzgamiento de congresistas involucrados a la parapolítica, el gobierno busca que sea en dos instancias, para esto presentó dos propuestas, en la primera opción, la primera instancia sea del Tribunal Superior de Bogotá y la segunda, la Corte Suprema, en la segunda alternativa es que el la primera instancia sea la Sala Penal de la Corte y la segunda la Sala Plena de ese mismo tribunal. Actualmente, solo existe una instancia.

Sobre la edad de los magistrados, dentro de las propuestas, los futuros opcionados deberán tener como mínimo 45 años y una experiencia de 20 que puede ser, en academia,  en la rama o de ejercicio profesional.

A su vez el retiro forzoso sería a los 70, en la actualidad es de 65 y se aumentaría el periodo de los magistrados de las cortes a 12 años.

Otra reforma tendría que ver con la desaparición de la Sala Administrativa del Consejo Superior de la Judicatura, el gobierno ha propuesto una célula que seria integrada por los tres presidentes de las cortes que elegirían a un gerente para la rama.

Los presidentes de la Corte Suprema de Justicia Francisco Ricaurte, de la Corte Constitucional, Humberto Sierra Porto, Consejo de Estado, Enrique Gil y consejo Superior de la Judicatura, Hernando Torres, deberán estudiar estas reformas antes del 15 de agosto, fecha que el gobierno anunció radicar dicha reforma.