Luis Alberto Albán, más conocido como Marcos Calarcá, negociador de la FARC aseguró que el Gobierno debe cumplir con los campesinos que firmaron la sustitución de cultivos y no pensar en fumigaciones masivas.