Los trabajadores Cafesalud, recibieron la promesa del gobierno de que sus empleos serían preservados en la transición hacia Prestasalud, pero antes de pasar a Cafesalud a la mayoría se le había pedido afiliarse a cooperativas con las que se subcontratarían los servicios y ahora se sienten en el limbo.

La liquidadora de Saludcoop quiso dar un mensaje de tranquilidad al anunciar que habría una sustitución patronal, pero nada se ha dicho aún las empresas que se crearon sólo para servirle primero a Saludcoop y luego a Cafesalud.