La ex primera dama de Estados Unidos anunció hoy, finalmente, que se hace a un lado para que Barak Obama sea el candidato del Partido Demócrata.

Hillary no descartó ser la compañera de fórmula de Obama. Dijo que se sentiría orgullosa de aspirar al segundo cargo. Pero hay un detalle, Obama no le ha ofrecido el puesto.

A pesar de no ser la fiesta que ella había planeado, se sintió en buena compañía, para anunciarles a los estadounidenses el fin de su campaña presidencial. La senadora por Nueva York Hillary Clinton le puso fin a una de las contiendas de primarias más largas. Y le dio su respaldo total a Barack Obama.

A pesar de que la senadora aseguró que estaría orgullosa de ejercer como la segunda al cargo. Su futuro no es claro en la campaña presidencial de Obama. Aunque están de por medio casi 18 millones de votos de Hillary.

Los analistas aseguran que esa formula vicepresidencial les restaría fuerza, porque muchos no quieren votar por un afro americano y otros tantos no lo harían por una mujer.

Las otras opciones son igualmente importantes para ella y desventajosas para él. Ser la Secretaria de Estado, pero hay quienes creen que Obama no dejaría en sus manos la política exterior. Encabezar una lista del senado y la gobernación de Nueva York. Lo único claro es que en la campaña de Obama hay Hillary para rato.

Publicidad