Luego de seis años de cautiverio, Ingrid Betancourt volvió a ver a sus hijos Melanie y Lorenzo. 

El escenario fue el mismo, la Base militar de CATAM, donde el avión procedente de París traía no solo a sus hijos Melanie de 22 y Lorenzo de 19 años sino también a su hermana Astrid Betancourt su ex esposo, Fabrice Deloye y el canciller francés, Bernard Kouchner.

La ex candidata no esperó a que sus familiares descendieran del Airbus A-319, ella fue a buscarlos dentro del avión, comentó que se siente muy orgullosa de ellos porque solos  lucharon y dieron una “hermosa” batalla por su libertad.

Luego de la esperada reunión familiar, Ingrid hizo un llamado a los presidentes Correa y Hugo Chávez, a los que invitó a recobrar la confianza con el presidente Uribe y pidió a los diferentes mandatarios latinoamericanos a contribuir con la paz de Colombia y no a fortalecer la guerra en este país.  

También dijo que Francia seguirá apoyando para lograr la liberación de las 24 personas que aún están en cautiverio.