A puerta cerrada y por cerca de dos horas, los representantes de los órganos de control, justicia y el presidente y la vicepresidenta electos, Iván Duque y Martha Lucía Ramírez sostuvieron un encuentro donde se trataron temas fundamentales sobre justicia y corrupción.

El procurador Fernando Carrillo, afirmó que el propósito de la reunión fue el de «respaldar ese consenso en la vía de la reforma a la justicia y la lucha contra la corrupción» por lo que afirmó que es «necesario mantener este diálogo».

Carrillo afirmó que el haber estado con todos los representantes de grandes entidades del Estado, tiene como poder «sacar a este país de la fractura en que se encuentra».

Al respecto el presidente electo Iván Duque, calificó de «muy importante» la reunió al reiterar que «hemos reafirmado la lucha contra la corrupción».

«Tuvimos un diálogo franco y amable con las altas cortes, es importante que en aras de lograr ese gran consenso de reforma, es importante sembrar un buen ambiente para poder dialogar y tener una agenda conjunta» agregó.

Afirmó que espera que logre devolver «la confianza de los ciudadanos en la justicia».