19/09/2017

Una demanda penal por fraude procesal y delitos contra la administración pública instauró hoy en la Fiscalía de Bucaramanga el reconocido abogado Jaime Lombana contra el fiscal 37.

El funcionario público habría chuzado las llamadas telefónicas entre él y sus defendidos para presentarlas como pruebas en la investigación que se adelanta contra 16 concejales del municipio de Floridablanca, Santander, por presuntas irregularidades en la elección de personero y contralor.

Lombana exhortó al Fiscal General de la Nación, Néstor Humberto Martínez para que se investiguen estas conductas que se estarían utilizando en la Fiscalía de Bucaramanga y que demuestran flagrante violación a los acuerdos internacionales que protegen la labor de los abogados.

El reconocido jurista mostró su preocupación “pues con estas chuzadas la Fiscalía está regresando a las más sucias prácticas de la época de la inquisición”.

ANA ARIZA – CM&