Durante el lanzamiento de la campaña «Presente contra la Explotación Sexual Comercial de Niñas, Niños y Adolescentes», que busca llamar la atención de la sociedad para erradicar esta forma de violencia, la directora general del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), Karen Abudinen, señaló que “los niños no tienen precio y los criminales que los explotan sexualmente deben ser castigados con todo el peso de la ley”.

Entre 2016 y los primeros cinco meses del 2018, el ICBF abrió 688 procesos administrativos para restablecerle los derechos a las niñas, niños y adolescentes explotados sexualmente en el país.

Bogotá es una de las regiones donde mayor número de casos se presentan con 145, seguido de Antioquia 112, Bolívar 56, Valle del Cauca 50, Atlántico 38, Córdoba 37, Caldas 32, Risaralda 31, Meta 21, Huila 19, Cundinamarca 18, Madalena 18, Tolima 16, Cesar 14, Boyacá 12, Amazonas y Nariño con 11 cada uno, Cauca y Quindío con siete casos cada uno, Santander y Sucre con seis casos cada uno, Caquetá y La Guajira con cinco casos cada uno, Guaviare y Norte de Santander con tres casos por departamento, Chocó y Putumayo con dos casos por departamento y un caso en Arauca.

«Nuestros niños no están para complacer a nadie. Los niños son para protegerlos. La explotación sexual no es turismo, es un crimen abominable. No podemos permitir que las niñas, niños y adolescentes sean esclavizados», señaló Abudinen Abuchaibe.

En 2017 el ICBF registró que 14 niños y niñas entre 0 y cinco años fueron víctimas de este crimen, 46 menores de edad entre los 6 y 11 años y 237 entre los 12 y 17 años padecieron de esa forma de esclavitud.

El 85 % de los casos que el ICBF ha atendido entre 2016 y mayo de 2018, corresponde al sexo femenino.

¿Por qué informarse con el Canal 1?

Publicidad

Recuerde que en el sistema informativo del Canal 1 puede encontrar temas de actualidad sobre las regiones, la política, la economía y los acontecimientos a nivel nacional e internacional.