Una jueza federal de San Diego, Estados Unidos le dio un plazo de 30 días al gobierno de Donald Trump para que reunifique a las familias que fueron separadas en la frontera y exigió que en menos de 14 días debe devolver a su padres los menores de 5 años.

La orden judicial describe la separación de familias como una circunstancia caótica creada por el propio gobierno, pues desde el inicio de la polémica estrategia de “Tolerancia Cero”, 2575 menores han sido separados de sus padres y tan solo 522 se han reencontrado con sus progenitores.

Además el gobierno de Trump enfrenta un desafío legal con la demanda de 17 estados que rechazan la controversial medida.

Y para completar la Cámara de Representantes tumbó con 301 votos frente a 121 a favor la ley migratoria impulsada por los republicanos que planteaba un camino a la ciudadanía para 1,8 millones de ‘dreamers’ sin papeles, prohibía la separación familiar y concedía 25.000 millones de dólares para la construcción del muro con México.