En un informe elaborado por la Fiscalía quedó documentado la presencia irregular del grupo denominado como juventudes M-19, en 10 universidades del país.

Dicha agrupación es señalada de infiltrar las manifestaciones de estudiantes y de suministrar objetos explosivos:

«Se organizan al interior de las instalaciones de la universidad como si fuera un grupo subversivo, forman filas y en las protestas protagonizan disturbios con artefactos explosivos», señala.

El primer registro que tiene la Fiscalía de este grupo fue documentado en la Universidad del Tolima en mayo de 2017.

En 2018 se detectó a la célula en dos centros universitarios; y este año es en el que más casos se descubrieron, dado que se tienen registros de su presencia en las universidades de Pamplona, de Nariño, de Cundinamarca, del Cauca, en la del Valle y en la Distrital.

La Fiscalía tiene abiertas una serie de investigaciones por delitos como terrorismo, y daño en bien ajeno.

Publicidad