El Real Madrid ganó 2-0 en su casa frente al Osasuna (12 en la tabla) y ahora líder de la Liga española, delante del Atlético de Atlético de Madrid, que antes había ganado 2-0 en el campo del Mallorca este miércoles en la sexta jornada del campeonato.

El brasilero Vinícius, del equipo merengue, abrió el marcador al minuto 36 y celebró de una manera poco usual, rompió en llanto tras disparar desde fuera del área para vencer a Rubén, pese a que el tiro tocó el pie de un defensa del equipo vasco terminó en el fondo de la red.

https://twitter.com/JovicismoRM/status/1176945233185128449

Al ver la reacción del delantero brasileño, sus compañeros acudieron a consolarlo y felicitarlo por el tanto.

El Vinícius llevaba varios meses sin anotar tras su lesión y había sido resistido por la afición del Santiago Bernabéu.

«He llorado porque después de mi lesión fue un poco complicado. Estaba tardando mucho en jugar como antes»

«No estaba tan feliz. Hoy me he quedado más tranquilo y nada mejor que antes de un derbi. Después de tantos partidos, nunca había estado tantos sin marcar. Estaba correcto que no lo estaba haciendo bien en el partido y entendía los pitos», afirmó el jugador del Real Madrial en los vestieres.

Publicidad

 El Real empezó titubeante el encuentro, pero poco a poco fue encerrando a su rival en su campo hasta tener el premio del gol.

En el minuto 73 Rodrygo hizo el 2-0 para ratificar la victoria a los blancos plagado de suplentes con la mente puesta en el derbi liguero del sábado contra el Atlético.

Ante la presión blanca, el Osasuna intentó salir con contraataques, pero la defensa blanca con Militao acompañando a Sergio Ramos aguantó bien los pocos embates visitantes.