Agotados de los cierres en la vía al Llano por los constantes derrumbes ocasionados por la intensa lluvia, transportadores y habitantes anunciaron que protestarán exigiendo respuestas y soluciones pues millonarias han sido las pérdidas principalmente para quienes llevan alimentos y ganado.

La Policía de Tránsito ha hecho un llamado a mantener la calma y paciencia, afirma que los controles de seguridad se mantendrán.“Es entendible la fungía de la gente, exigiendo más intervención por parte nuestra, pero hacemos un llamado a la calma y a la paciencia, estamos haciendo todo para poder te establecer el paso, seguiremos prestando seguridad”, afirmó el comandante de la Policía de Tránsito, general William Salamanca.

Y es que ya se han evacuado cerca de 180 camiones de carga para evitar que alimentos y ganado se dañen.

La ministra de Transporte por su parte dice que se incrementan los esfuerzos para poder habilitar la vía.  “Nosotros tenemos que ser conscientes que no es solo el cambio climático, sino también el manejo que se le está dando a esa montaña, la que de alguna manera genera reacciones mucho más de lo previstas en el tema clima”.  

Por ahora se mantiene el paso por las vías alternas.