Alianza Noticias Uno-La Silla Vacía para que usted elija con independencia… Una revisión a la financiación que recibieron los candidatos a la alcaldía de Bogotá, muestra diferencias importantes en la política que cada campaña adoptó para recibir aportes y donaciones y a quiénes aceptárselos…

Hay candidatos que recibieron muy poco y otros que recibieron mucho… Uno de ellos decidió financiarse sólo con créditos y los dineros de su partido… Otro fue financiado por su familia… Unos recibieron muy poco y otros mucho.

Carlos Fernando Galán, de Cambio Radical decidió no recibir donaciones ni contribuciones de particulares. Financió su campaña con un crédito de 200 millones de pesos con Bancolombia. Sumados a los aportes de su partidos, su campaña tuvo un ingreso total de 361 millones de ingresos.

Gina Parody, aspirante avalada por firmas, soportó su campaña con sus familiares. Entre su papá y su hermano le donaron 595 millones de pesos. Con otras donaciones y créditos bancarios, le ingresaron 1.107 millones de pesos.

Aurelio Suarez, del Polo, recibió 24 millones de pesos de su gerente de su campaña, Francisco José Valderrama. Recibió 15 millones de Marco Avella, cabeza del grupo farmacéutico AVE. Sumados estos aportes particulares, créditos bancarios y la ayuda económica de su partido a la campaña le ingresaron 368 millones de pesos.

El mayor aportante de David Luna, candidato por el partido Liberal, fue Tour Vacation Group Hoteles Azul, que donó a la campaña un total de 203 millones de pesos. Aunque se pasaría del tope fijado por la ley, que es de 160 millones de pesos, Luna explicó que se debe a créditos.

Una contribuyente polémica de David Luna podría ser Jenny Elizabeth Lindo Díaz, por pertenecer a la Misión de Observación Electoral de la OEA; también está la empresa Infercal S.A, constructora contratista. Si su capital proviene en más del cincuenta por ciento de contratos o subsidios estatales, podría estar impedida para hacer aportes a campañas, según las Normas del Consejo Nacional Electoral.

Gustavo Petro, aspirante por su propio movimiento Progresistas fue uno de los que más recibió donaciones y contribuciones, que llegaron a los mil millones de pesos. Una de sus donantes fue Martha Yaneth Plata, la esposa del Viceministro de Turismo.

A Petro también le aportó Tramsar S.A. Esta empresa se creó el 3 de octubre de este año y en seguida aportó 75 millones de pesos, el 14% de su capital pagado; además su representante legal, Rafael Mauricio Serrano, donó 36 millones de pesos.

La empresa Pilastro se creó en marzo de este año y su capital reportado en el certificado de existencia y representación de la cámara de Comercio no supera los 50 millones de pesos, pero la empresa aportó 64 millones de pesos. Y la firma Rock Ar Ingeniería, empresa unipersonal, donó 63 millones de pesos, pero su capital, según el certificado de la Cámara de Comercio, es de 10 millones de pesos. También aportaron a la campaña de Petro contratistas del Estado como Rómulo Chaparro.

Peñalosa, como Petro recibió donaciones del grupo Éxito y otros grupos como Nutresa. Peñalosa recibió en total 667 millones de pesos entre donaciones y contribuciones. Los que más aportaron fueron Detergentes Dersa, con 120 millones y Comcel, con 80 mill de pesos. También se destacaron aportantes de la campaña presidencial de Uribe en 2006, como Lorenzo Kling con 15 millones de pesos y Lafayette SA.