Desde hoy en Medellín si se deja mal parqueado un vehículo en vía pública, el dueño puede llevarse la sorpresa que cuando regrese por este, lo encuentre inmovilizado con un cepo. Este es un elemento que se instala de forma temporal en las llantas de los carros para evitar que se muevan.

Una vez bloqueadas las llantas del vehículo, se deja una notificación que contiene: información del procedimiento y normatividad de bloqueo. Las líneas telefónicas para solicitar el desbloqueo. Y un código QR para descargar la aplicación móvil y pedir el desbloqueo.

Durante el primer día de su implementación se instalaron 16 cepos en Medellín.

El propietario del vehículo inmovilizado con el cepo deberá pagar una infracción por parqueo en lugar prohibido de cerca a 390 mil pesos. No se paga costo adicional por la instalación y el retiro.