Cuando las Farc se constituyan en partido político legal, tendrán derecho a cinco curules en cada una de las cámaras. Pero contrario a lo que se ha dicho, tendrán que salir a conseguir los votos.

El Ministro del Interior explicó que si la guerrilla no consigue los votos suficientes para las diez curules, el estado les garantiza ese mínimo de representación por dos elecciones, no más.