La Corte Suprema de Justicia confirmó la medida de aseguramiento dictada en contra del exmagistrado Gustavo Malo Fernández procesado por el escándalo del ‘cartel de la toga’.

Una sala de conjueces no admitió la nulidad de la medida de aseguramiento que fue dictada por la Sala de Juzgamiento de la misma corporación al encontrar que el exmagistrado debía permanecer privado de la libertad por la gravedad de los hechos que se le imputan.

El Congreso de la República encontró pruebas que vincularían a Malo Fernández con una supuesta manipulación de procesos para favorecer a excongresistas investigados por su despacho cuando se desempeñó como magistrado de la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia.

Por estos hechos, el Senado lo acusó ante la Sala de Juzgamiento que actualmente adelanta la etapa de juicio para determinar si lo encuentra culpable o inocente de los delitos que se le imputan.

Uno de los testigos en su contra es el exfiscal Luis Gustavo Moreno, quien aseguró que el exmagistrado le pidió dinero para retrasar algunos procesos como el del excongresista Álvaro Ashton y Musa Besaile.