Y volvemos a Cali, la ciudad que ha sido hoy epicentro de la información nacional. El presidente Uribe viajó a la capital del Valle con el propósito de reunirse con los delegados de 25 mil indígenas que reclaman que el Estado les cumpla un acuerdo para entrega de tierras a las comunidades. Sin embargo, la reunión propiamente dicha no pudo llevarse a cabo.

El presidente viajó a hablar del tema indígena, pero terminó en un puente tocando el asunto de los corteros y hasta el de los vendedores ambulantes. Pero no pudo avanzar en una solución al tema indígena.

A pesar del anuncio las comunidades indígenas no aceptaran lainvitación del presidente Uribe, voceros de  la Organización Nacional Indígena dijeron que con el paso de las horas decidieron no esparar más y apesar de que el presidente ya dijo que no irá, los indígenas pusieron  una nueva cita mañana a las 9 de la mañana en el estadio Pascual Guerrero de Cali, y si no llega anunciaron la decisión de  continuar su marcha pacífica  de protesta hasta Bogotá.

Publicidad

A esta hora, las comunidades terminan de votar su siguiente decisión que consistiría en continuar caminando hasta la capital y recogiendo por el camino  las comunidades de Tolima, Quindio y Huila para llegar juntos a Bogotá depués de 15 días de protesta y 4 de marchas desde que arrancaron a Cali.