Según el Distrito, durante el primer día de emergencia y tras las medidas adoptadas se redujo en un 9 % la contaminación en Bogotá. 

Pese a la mejora reportada por las autoridades, los expertos son escépticos sobre la efectividad del pico y placa extendido para particulares. 

Para los consultados, las medidas son paños de agua tibia, por lo que proponen incluso, un pico y placa para las fábricas. 

En medio de la emergencia, el Ideam pronostica lluvia en Bogotá, lo que podría mejorar el panorama.