Nuevamente los trabajadores del Hospital Universitario del Valle decidieron encadenarse para llamar la atención del gobierno departamental y solicitarle que no aplique los despidos masivos.

Doña Lidy Loaiza trabajaba hace 15 años en el área de imágenes diagnósticas del HUV, pero faltando un año y tres meses para su jubilación se encontró con la noticia de que no iba más en su cargo por cuenta de una reforma administrativa.

«No he podido dormir bien, no estoy comiendo bien, estoy muy intranquila, no sé qué va a pasar ya me falta un año y tres meses y con esta decisión no sé qué vaya a pasar conmigo», dijo Lidy Loaiza, trabajadora despedida del HUV.

El drama se extiende a otras empleadas que ahora miran con desconsuelo su despido, por ejemplo doña Ivonne quien adquirió una enfermedad laboral y ahora teme a no encontrar un trabajo digno.

«En este momento despedirme con esta enfermedad que tengo del túnel carpiano con fractura muscular, pues si soy despedida no voy a poder ser contratada en otra empresa, primero por la edad, ya con esta edad no me van a recibir», expresó Ivonne Peña, trabajadora del HUV despedida.

«A los trabajadores nos quieren echar la culpa de la crisis administrativa y financiera cuando aquí durábamos hasta cuatro, cinco meses sin salario y jamás dejamos de prestar la atención», señaló Héctor Fabio Osorio, otro trabajador del HUV.  

Por su parte, la administración del departamento explicó que la decisión obedece a un fallo de la Corte Constitucional que respalda la reforma administrativa que se adelanta.

Publicidad

«Fueron reincorporados a través de una tutela que nos obligaba a poner una transitoria mientras se reforzaba lo visto de ley, la Corte Constitucional dice que eso se falló mal y deja sin soporte una planta transitoria y consecuencia, esos trabajadores deben ser desvinculados del hospital universitario», anunció María Cristina Lesmes, secretaria de Salud del Valle.  

Los trabajadores han rechazado la propuesta de crear una empresa para vincularse nuevamente al centro asistencial por considerar la idea como ilegal.

Sebastián Bedoya