Nueve días completa un grupo de 33 madres comunitarias al interior de la Catedral Primada de Bogotá, le piden a la Corte Constitucional reversar una de sus recientes decisiones y proteger su derecho a una pensión. Hoy habrá una jornada de protesta nacional.

“Que nos den ese derecho que nos hemos ganado por más de 30 años atendiendo los niños pobres de este país. El peligro es quedar en la indigencia total”, explica una de las afectadas.

En un reciente fallo la Corte Constitucional concluyó que como su actividad es voluntaria las más de 50.000 madres que atienden a cerca de 650 niños no tienen derecho a pensión a menos de que paguen el 20 % de los aportes requeridos para jubilarse.

“Aquí no estamos pidiendo limosna, esto es un derecho ya adquirido por las madres comunitarias que llevamos más de tres décadas”, asegura una de las madres comunitarias.