El abogado de los comerciantes que fueron afectados por la construcción de la Ruta del Sol en Aguachica, Cesar, terminó trabajando para su contraparte, la constructora Odebrecht. Según líderes comunitarios la idea era justificar con su manifestaciones los retrasos de la obra que debía pagar el gobierno. Desde que el líder de esa comunidad denunció las interceptaciones de las que venía siendo objeto por parte del equipo de seguridad de los brasileños, tuvo que salir amenazado de la región.

El abogado David Ramos, que recibió pagos de la comunidad de Aguachica que se oponía a las obras de la Ruta del Sol entre 2012 y 2013, al mismo tiempo aceptó dineros de Odebrecht, mayor accionista del concesionario Consol.

Quien habla en la grabación con la comunidad es Hernando Medellín, un alto ejecutivo del concesionario Ruta del Sol.

Una de las voceras de la comunidad que estaba presente en la reunión en la que el funcionario de Consol-Odebrecht admitió que le pagaban al abogado de su contraparte, grabó el momento en que discutió con él por ese motivo.

Publicidad

Consultado el abogado David Ramos dijo que él sí recuerda haber tenido una relación contractual con el concesionario Consol.

Y agregó que nunca ha representado a las comunidades: “Nunca he tenido ningún tipo de representación ante ellos ni ante las comunidades, teniendo en cuenta que tanto el concesionario Ruta del Sol como Consol son dos entidades completamente diferentes”, dijo Ramos.

Sin embargo, el abogado Ramos aparece en un video del 25 de enero de 2013, en el cual se contradice.

El líder William Quiroz señala que la estrategia de Consol era sobornar al abogado David Ramos con 30 millones de pesos para que éste dilatara los acuerdos entre las partes y así, supuestamente, mantener a los campesinos de Aguachica bloqueando las vías y garantizar los retrasos en las obras del concesionario Consol.

Entre los argumentos que tuvo Consol para demandar a la ANI están los bloqueos y protestas por parte de las comunidades en Aguachica para justificar los retrasos de las obras de la Ruta del Sol. Así lo muestra la demanda que presentó el abogado Jorge Chemas contra la Nación en 2016.

La comunidad de Aguachica añadió que las protestas que organizaban contra Consol duraban entre 6 y 48 horas, pero que Odebrecht frenaba sus obras entre 7 y 20 días.

El líder de Aguachica William Quiroz, quien tuvo que salir del pueblo por amenazas de muerte, está dispuesto a aportar pruebas que comprobarían que las comunidades y sus protestas sociales fueron utilizadas por Odebrecht para demandar a la Nación por 700 mil millones de pesos.