La Policía ofreció $10 millones de recompensa para capturar a los pirómanos que con bombas molotov habrían generado varios de los incendios forestales que afectaron los cerros tutelares de Cali.

Un grupo de ciudadanos que realizaba una jornada de limpieza y reforestación en el cerro de las Tres Cruces denunció que hallaron lo que serían los residuos de bombas molotov que utilizaron para provocar los incendios.

El comandante de la Policía Metropolitana de Cali, el general Hugo Casas aseguró que se están analizando estos vídeos para establecer la veracidad de los elementos encontrados y de comprobarse esto, los responsables deben ser castigados con severidad.

Se estima que en la temporada de verano cerca de 2.000 hectáreas de vegetación fueron consumidas por incendios en el Valle del Cauca, la mayoría de ellos fueron generados por vándalos o quemas que se salieron de control.