Por medio de su cuenta de Twitter, Alberto Brunori, Representante del Alto Comisionado ONU – DDHH, expresó su solidaridad con el padre Francisco de Roux Rengifo, presidente de la Comisión para el Esclarecimiento de la Verdad, la Convivencia y la No Repetición, tras el discurso de odio emitido hacia él. 

“Nuestra oficina reconoce la legitimidad de la Comisión para el Esclarecimiento de la Verdad, la Convivencia y la No Repetición y de cada uno de sus integrantes, para promover el ejercicio de esclarecimiento de la verdad y construcción de la memoria colectiva sobre las atrocidades del pasado”, indica el documento. 

También destaca la labor de apoyo a quienes han vivido situaciones de violencia en el país y reitera el compromiso de trabajar unidos para promover el esclarecimiento de los hechos de conflicto y garantizar los derechos de quienes han sido víctimas de estos hechos.