En abril de 2009 y para recibir beneficios, Pedro Pablo Hernández, alias ‘Pum Pum’, jefe de finanzas de las Autodefensas al mando de Ramón Isaza, le reveló a la justicia que entre 2004 y 2006 los paramilitares se financiaron del hurto de hidrocarburos de la planta de Ecopetrol en Mariquita, Tolima.

Según el paramilitar, el robo a la petrolera se ejecutó con la colaboración del entonces coordinador de la planta Raúl Arguello.

Sin saber la verdad, el 6 de septiembre de 2006, la Fiscalía capturó a ocho trabajadores de la estación de Ecopetrol al señalarlos de ser responsables de estos robos. La justicia los condenó a 14 años en 2014, pero en febrero de este año, absolvieron a tres de ellos por estas revelaciones.

Marcelino Buitrago, extrabajador absuelto de Ecopetrol, mostró una carta del 22 de agosto de 2006 en la cual él mismo le alertó a su superior Raúl Arguello sobre la pérdida de combustible en la planta de Ecopetrol, sin saber que éste era el presunto cómplice del caso.

Publicidad

Raúl Arguello aún es empleado de Ecopetrol mientras que los trabajadores finalmente absueltos por la justicia fueron despedidos. Consultado Ecopetrol por este caso, respondió que Raúl Arguello fue denunciado pero que la Fiscalía archivó el caso y que también enfrentó dos procesos adicionales en los que la investigación precluyó.

Estos hurtos llegaron en 2002 a 300 mil galones al día, el 4 % de lo transportado. Hoy se pierden por hurto menos de 30 barriles, es decir, el 0,01 %.