En un equipo separado del uribismo, el expresidente Pastrana y sus amigos también revelaron sus aspiraciones sobre los cambios del acuerdo.

Centran sus peticiones en la renegociación del tema de justicia transicional, petición que para sus colegas del sí es imposible de cumplir y significa un retroceso.