Con este auto, la Dirección de Responsabilidad Fiscal de la Contraloría de Bogotá decretó medidas cautelares consistentes en embargos a los bienes del exalcalde Gustavo Petro y a la expresidente de la Empresa de Energía Sandra Stella Fonseca.

Las medidas fueron decretadas el pasado miércoles 14 de junio de 2017, luego de que el ente de control le imputara cargos a los dos ex funcionarios por detrimento patrimonial de 279 millones de dólares, durante el proceso de recompra de acciones hecho por la Empresa de Energía a un privado.

A Fonseca, la Contraloría le embargo tres inmuebles, dos de ellos en Usaquén y otro en el sector de Rosales en el oriente de Bogota. A la expresidente también le fue embargado un vehículo que figura a su nombre.

Luego de que la Contraloría oficiara a las Oficinas de Registro de Instrumentos Públicos, la Secretaría de Movilidad , la Cámara de Comercio y el IGAC, en dichas entidades solo un bien aparece inscrito a nombre del exalcalde Gustavo Petro, se trata de su casa en el conjunto Santa Ana en Chía.

Publicidad

Sin embargo este inmueble es inembargable al estar afectado ante la oficina de registro como vivienda familiar.

Por lo tanto la Contraloría no encontró bienes con los cuales el ex alcalde responda por los cargos de daño fiscal por 279 millones de dólares que se le imputan.