La medida ratifica el fin de una crisis de cinco días en la que se colapsaron las relaciones comerciales principalmente en la frontera de Norte de Santander y el vecino país, y que mantuvo cerrado el paso de camiones de carga.  Chávez había ordenado el cierre del  importante corredor comerical, así como la movlizacion de 10 batallones a la frontera con Colombia.

En su alocución televisada el presidente de Venezuela además pidió a la guerrilla de las FARC la liberación de la excandidata presidencial colombiana Ingrid Betancourt. El anuncio se da a menos de 24 horas de haber sellado la crisis entre Colombia, Venezuela, Ecuador y Nicaragua durante la cumbre de Rio, en República Dominicana.