El pozo 158 de La Lizama en Barrancabermeja ya fue se sellado y fueron controladas las filtraciones de petróleo sobre el ecosistema. El presidente de Ecopetrol, Felipe Bayón, asegura que seguirán trabajando en la recuperación ambiental en los ríos y quebradas afectados.