Durante su intervención en la cumbre sobre bosques tropicales, evento realizado en el marco de la Asamblea General de la ONU, el presidente Iván Duque hizo un llamado a conformar una gran coalición mundial para la protección de los bosques lluviosos y de selva tropical húmeda, con el fin de afrontar los efectos del cambio climático.

“Este llamado es necesario y es estratégico, porque aquí estamos hablando de una gran coalición mundial para la protección de los bosques lluviosos y de la selva tropical húmeda también”, indicó el mandatario.

De igual manera, añadió que “estamos hablando de la protección de miles de especies porque, entre otras cosas, son estos bosques los que tienen hoy la más alta concentración de biodiversidad en nuestro planeta”.

Esta iniciativa del presidente Iván Duque fue apoyada por los mandatarios de Francia, Emmanuel Macron, y de Chile, Sebastián Piñera.

Por su parte, el jefe de la ONU, António Guterres, abrió la Cumbre de Acción Climática con un mensaje de urgencia, pero también de esperanza: “nos estamos quedando sin tiempo, pero aún no es demasiado tarde”.

“La emergencia climática es una carrera que estamos perdiendo, pero es una carrera que podemos ganar. La crisis climática está causada por nosotros y las soluciones deben venir de nosotros. Tenemos las herramientas: la tecnología está de nuestro lado”, dijo Guterres en un discurso ante decenas de líderes internacionales.

En la Cumbre de Acción Climática está previsto que intervengan unos 60 jefes de Estado y de Gobierno, que junto a autoridades locales y regionales y responsables de empresas presentarán nuevos planes que han desarrollado de forma individual o en coaliciones.