El Gobierno siempre anuncia jubilosamente –y con toda razón- los golpes contra las FARC Y no puede haber mayor golpe que la muerte, aunque sea por causas naturales, de su cabecilla y fundador. Por eso ha llamado la atención la parquedad con que el presidente se refirió a la Noticia. Una fuente de la Casa de Nariño le dijo a Noticias Uno que el presidente estaba molesto por lo que llamó “el afán mediático” del Ministro. Sin embargo, una fuente cercana al ministro desmintió esas informaciones, dio que habían hablado y que todo está bien.

 

El Consejo Comunitario del presidente en Florida, Valle, estuvo marcado por el silencio sobre la noticia más grande en mucho tiempo: la muerte del cabecilla de las FARC, Manuel Marulanda Vélez.

Una fuente de la Casa de Nariño le dijo a Noticias Uno que el presidente no conocía que el ministro de Defensa, Juan Manuel Santos, había concedido una entrevista a la revista Semana, hablando de la muerte del legendario guerrillero.

A varios periodistas que cubrían el consejo Comunitario, el presidente les dijo que el Ministerio de Defensa iba a sacar un comunicado entregándole información a todos y no a un solo medio.

Como ningún reportero había reclamado por la exclusiva de Semana, todos entendieron que se trataba de un indirectazo del presidente contra el ministro Santos.

Al terminar el consejo Comunitario, el presidente respondió así las preguntas sobre el tema

Nadie sabe si lo de la renuncia del Ministro de Defensa es apenas una especulación… Pero es evidente que, políticamente, sería un gran momento para su retiro. Santos se iría con el mérito de haber eliminado a Raúl Reyes, a Iván Ríos, el Negro Acacio y Marín Caballero. Además de la rendición de la temida Karina y el anuncio de hoy. La muerte natural del mítico fundador de las FARC, mientras tanto, el gobierno se quedaría lidiando con el crecimiento de la para política y la Yidis política.