Tras todo el complot que se ha generado por los diferentes ataques que se han dado en la nación de Ucrania por las tropas rusas, el presidente, Vladímir Putin,  negó hoy los presuntos “crímenes de guerra”  cometidos en Bucha y defendió la campaña militar en Ucrania al calificar sus objetivos de “nobles”.

“Lo que pasa en Ucrania es una tragedia, pero no teníamos otra opción. Fue la decisión correcta”, dijo el jefe del Kremlin en una rueda de prensa conjunta con su homólogo bielorruso, Alexander Lukashenko.

Lea también: Guerra Rusia-Ucrania desató una reacción en cadena en la economía global, alertó Banco Mundial

No solo las críticas se han desatado por la fuerza militar que ha demostrado Rusia, sino diferentes series de consecuencias económicas en la cadena de suministro de alimentos,  los precios de la energía y las alertas emitidas por el Banco Mundial.

Ante estas “crisis superpuestas”, el presidente del Banco Mundial, David Malpass, exhortó a los países más desarrollados a mantener los mercados abiertos y revertir las políticas que concentran la riqueza.