La OCDE indicó este jueves que la economía de Colombia se recuperó de forma “notable” de la crisis del COVID-19, pero advirtió que el crecimiento dependerá de eventuales reformas, en un informe presentado en París junto al presidente de Colombia, Iván Duque.

El último Estudio Económico de la OCDE sobre Colombia muestra que el apoyo presupuestario (en torno al 5% del PIB) combinado con las medidas de recuperación monetaria limitaron el impacto de la crisis y permitieron que se retomara la vía del crecimiento rápidamente.

La tasa de crecimiento del PIB colombiano debería situarse en un 5,5% este año, antes de caer al 3,1% en 2023.

La economía colombiana se ha recuperado de manera notable y esperamos que forme parte de las economías con el crecimiento más rápido de América Latina“, declaró el secretario general de la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos), Mathias Cormann.

Te puede interesar: Rodolfo Hernández se retracta por vincular a Dilian Francisca Toro y a su esposo con el narcotráfico

Las medidas emprendidas “abrieron la vía a nuevas reformas estructurales para hacer que el crecimiento sea más duradero y asegurarse de que no se abandona a ningún colombiano“, agregó.

Aún así, el informe señala que los ingresos fiscales, que “se sitúan tan solo en el 20% del PIB, no son suficientes“.

Solo el 5% de los colombianos paga el impuesto a la renta de las personas, indica el reporte.

Mira también: Adolescente murió ahogado tras perder una apuesta de piedra, papel o tijera

Sabemos que hay desafíos que llevan decenios sobre la mesa“, admitió Iván Duque, aunque insistió en que “la cifra de trabajadores afiliados a la seguridad social es la más elevada, incluso más que en 2019“, declarándose “orgulloso” por los comentarios emitidos por la OCDE.

El estudio fue presentado en el marco de una gira del presidente Iván Duque por Luxemburgo, Francia, Bélgica y Holanda, del 9 al 17 de febrero.

Atajar la deforestación:

El reporte apunta que más del 60% de los trabajadores tienen empleos informales y carecen de acceso a prestaciones de la seguridad social, salvo la atención sanitaria, por lo que llama a “desvincular el acceso a la protección social del estatus del trabajador en el mercado laboral“.

Esto podría hacerse creando una pensión de jubilación universal básica, combinada con un ingreso mínimo garantizado que se apoyaría en las transferencias monetarias a los hogares más humildes, una medida que ya está funcionando y que se extendería a otras categorías.

Las transferencias monetarias han demostrado ser una forma eficaz para luchar contra la pobreza en América Latina“, destacó Cormann, poniendo como ejemplo Brasil.

Mira además: Las 14 empresas investigadas por publicidad engañosa contra el COVID-19

Pero [estas medidas] deben estar disponibles para todos“, señaló.

En el plano medioambiental, la organización destaca los “notables esfuerzos institucionales adoptados” para frenar la deforestación, pero denuncia que faltan recursos y que en los últimos años esa práctica ha aumentado, incluso un 8% en 2020.

El país se comprometió a reducir la deforestación neta a cero para 2030.

La OCDE tiene entre sus 38 Estados miembros a cuatro países latinoamericanos: Chile, Costa Rica, Colombia y México.

Los países que la componen y sus socios clave representan alrededor del 80% del comercio y de las inversiones mundiales.