En su más reciente informe, la ACNUR alertó de un aumento de 2,9 millones de desplazados en todo el mundo en 2017 con respecto de 2016, por lo que al cierre del año pasado, 68,5 millones de personas huyeron por crisis, violencia generalizada o persecución.

La mayor cantidad de refugiados proviene de Siria, Afganistán y Sudán del Sur, en lo que se considera la mayor crisis humanitaria desde la Segunda Guerra Mundial.

La entidad señaló que Colombia tiene la segunda mayor población de desplazados con 7,9 millones de víctimas del conflicto armado y es el país con más desplazados internos del mundo, con 7,7 millones.

En Venezuela, la crisis ha provocado que en los últimos años más de 1,5 millones de ciudadanos abandonaran el país vecino