Con operativos de control vial y de seguridad, las autoridades comenzaron a controlar la llegada masiva de migrantes ilegales a la capital guajira, impidiendo de paso que logren trasladarse a otras zonas de la Región Caribe.

Uno de los operativos liderado por Migración Colombia, Policía, Ejército y la Alcaldía de Riohacha, fue realizado en la zona rural de Riohacha, en la población de El Ebanal, ubicada en la vía que comunica con Santa Marta.

Varios ciudadanos venezolanos que viajaban en buses interdepartamentales, sin la documentación requerida para su permanencia en el país, fueron devueltos por sus propios medios.

“Se están realizando las verificaciones de antecedentes, así como controles con Migración Colombia. Tenemos la camiseta puesta y con el trabajo mancomunado de las instituciones seguiremos ejerciendo los controles necesarios, previniendo y contrarrestando cualquier eventualidad que se presente”, explicó Lucas Gnecco Bustamante, director de Seguridad y Convivencia del Distrito.

Gnecco, advirtió que las empresas transportadoras que trasladen a personas indocumentadas serán sancionadas, ya que ofrecen su servicio sin contar que dicha población tenga en regla su documentación.

Mientras que con la Policía, se adelantan controles frente a la mercancía que pueda entrar de contrabando por este eje vial.

Finalmente, el funcionario indicó que con estas estrategias se busca colocar el orden en la ciudad, disminuyendo el índice de inseguridad, hurtos y la delincuencia común, entre otros.