Soledad, Atlántico, vivió un escándalo esta semana por cuenta del exceso de maquillaje que un pintor del pueblo usó para renovar el rostro de una escultura religiosa de cuatro siglos y medio. Ahora el problema no tiene que ver con la masculinidad del santo, sino con un daño hecho al patrimonio cultural.

¡Qué tal esto!

Desde el año 1596 el santo San Antonio de Padua  ha sido el patrono del municipio de Soledad, Atlántico. En el altar de la iglesia que lleva su nombre ocupa un lugar principal y solo es bajado cuando se hacen procesiones en su honor. Esta estatua del santo preside el centro del pueblo en señal de protección para sus habitantes.

Pero siglos de gorgojos alimentándose de su madera, lo llevaron hace un mes a ser sometido a un proceso de restauración que los habitantes esperaban con ansias porque a él le atribuyen algunos milagros. Muchos Habitantes de Soledad Atlántico aseguran que los ha acompañado durante decisiones importantes en su vida uno de ellos es Héctor Gómez quien asegura que este santo le consiguió a su esposa.

Sin embargo, la restauración de la que todos hablaban dejó un sinsabor porque el santo cambio del cielo a la tierra…y como dicen sus seguidores: “lo cogieron, lo maquillaron, lo pusieron bonito y quedó como un gay”.

Así mismo Genis Noriega otra  habitante de Soledad dio a conocer su inconformismo y manifestó  “San Antonio que yo veía era de un color morenito pero no así pintorreteado como lo hicieron, como si fuera un payaso, eso si es una burla por lo que hicieron con él.”

La imagen maquillada de una pieza que data de la colonia tiene inquietos a los soledeños porque ya no saben si al que ponían de cabeza para que les concediera pareja con este cambio siga siendo tan milagroso y aseguran que está maquillado como muchas de las mujeres que viven en esta zona del atlántico.

Para el Museólogo de los Museos Colonial y Santa Clara, Manuel Amaya  lo que le hicieron al santo tiene todo menos una restauración. “la restauración es un trabajo profesional serio y cuidadoso con el patrimonio de todos los periodos y entonces repintar una pieza no es una restauración.”

Publicidad

La intervención al San Antonio de Padua que es un santo portugués del siglo XII y el que hay en Soledad es del siglo XVII y llegó a Colombia gracias a los franciscanos y ahora deja a esta comunidad sin su amuleto de la buena suerte.

Por otra parte Viviana Arce, Coordinadora Educativa de los Museos Colonial y Santa Clara dijo que: “Algunas mujeres lo usan de cabeza para conseguir marido se le atribuyen elementos taumatúrgicos al santo, es decir que concede milagros e igualmente en algunos casos algunas personas le quitan el niño, también lo ponen de cabeza cuando algo se les ha perdido entonces es una forma de extorsión al santo.”

Según han dicho el santo estará reparado muy pronto, y después del escándalo permanece sin dar la cara. Los expertos en esta obra colonial dicen que serán los estudios los que determinen si la pieza se puede recuperar o si la comunidad de Soledad se tendrá que acostumbrar al cambio de imagen de su patrono.

Gracias por elegir la independencia.

Recuerde que puede ver Noticias UNO los sábados, domingos y festivos a las 8:00 p.m. por el Canal 1programa ganador de nueve premios India Catalina.

El noticiero es dirigido por Cecilia Orozco y presentado por Mábel LaraGermán Arango y Cristina Hurtado.

Lea aquí más informes de Noticias UNO