Este domingo el conservador Sebastián Piñera asumió su segundo periodo como presidente de Chile en presencia de 43 senadores y 155 diputados.

La ceremonia se efectuó en la sede del Congreso Nacional en el puerto de Valparaíso con la presencia también de Michelle Bachelet. Al acto acudieron más de 1.000 invitados, incluidos varios de los jefes de Estado y de Gobierno de países vecinos.

Uno de los ausentes en la cita fue el presidente venezolano Nicolás Maduro, quien justificó hace dos semanas su inasistencia debido a una gira que tenía previsto iniciar a Asia.

El titular del Senado, el socialista Carlos Montes, tomó el juramento a Piñera y le colocó la banda presidencial que le acababa de entregar Bachelet, quien le ayudó a ajustársela antes de darle un beso y entonar los participantes el himno nacional. Acto seguido, la ya exmandataria y su gabinete se retiraron del hemiciclo en medio de los aplausos para dejar todo el protagonismo a las nuevas autoridades.