Un nuevo capítulo de la para política puede abrirse en Casanare, región en la que ya varios dirigentes son procesados por sus presuntos nexos con los paramilitares.

Un ex paramilitar acusa al actual alcalde de Aguazul y a varios diputados a la Asamblea Departamental de Casanare.

Un paramilitar de las autodefensas Campesinas de Casanare le reveló a la Fiscalía que algunas estructuras políticas de alias “Martín Llanos” siguen vigentes en la asamblea departamental y la alcaldía de Aguazul.

Javier Rivera, quien se identificó como delegado político de Martín Llanos, dijo que entre 2001 y 2003 su jefe hizo acuerdos económicos con el hoy alcalde de Aguazul, José Mauricio Jiménez Pérez, conocido en la región como El Patón.

“Llanos acordó con el señor Patón la suma de ochenta millones de pesos mensuales que nos deberían entregar a la ong Ceaccol”.

Dijo que cuando el Mauricio Jiménez no podía enviar el dinero personalmente, delegaba ese trabajo en el hoy diputado José Rodolfo Chaparro.

“Este dinero nos lo entregaba el señor Patón a través de un secretario de despacho que tenía de nombre Rodolfo Chaparro”.

También dijo que en otras oportunidades el dinero fue entregado  por el hoy diputado Jorge Eliécer López.

“En otras ocasiones el dinero nos lo hacían llegar con el ingeniero Orlando Vera y el señor Jorge Eliécer López, quien fuera candidato de El Patón, para la alcaldía de Aguazul”.

El alcalde de Aguazul, Mauricio Jiménez fue capturado en noviembre pasado y puesto en libertad, porque dijo que el fiscal del caso no era competente para investigarlo.